La ruta alemana de los relojes
 
La Alta Selva Negra Es una de los destinos vacacionales más populares. Allí esperan al viajero paisajes con muchos atractivos: el Feldbergque es la montaña más alta de la Selva Negra, el lago Titi, famoso en todo el mundo y el lago Schluchque es el más grande. También algo tan original como la historia del tiempo a través de una ruta.
¿Te interesa la medición del tiempo?
¡Entonces esta ruta es justo lo que buscas!

 

20 de mayo, 2018

 

La Ruta alemana de los relojes, es un circuito de casi 320 km que discurre por Villingen-Schwenningen, Triberg, St. Peter, lago Titisee y regresa a Villingen-Schwenningen. Aquí podrá descubrir, además de los encantos del paisaje, la historia del tiempo y la de sus vigilantes, así como lo que ha marcado la hora.

Esta ruta recorre paisajes impresionantes de la Selva Negra y de la meseta de Baar. A lo largo del itinerario podrá seguir las huellas a famosos relojeros de la Selva Negra. Como si de cuentas de un collar se tratara, van desfilando interesantes museos y numerosos lugares emblemáticos relacionados con los relojes de esta zona. ¡Es imposible sacarle más partido a la Selva Negra!

 

 

 

Aquí aún todos los relojes marcan la hora y dan información

Fábricas de relojes, talleres de relojes y estudios de diseñadores facilitan al visitante una visión informativa de su labor diaria. En medio de esta región de relojes se puede experimentar cómo el arte de la relojería ha marcado la Selva Negra, hoy al igual que antaño. Se percibe una visión general acerca de la medición internacional del tiempo, dejando claro que el reloj de cuco como símbolo de la Selva Negra no ha perdido nada de su fascinación. 

 



En medio de la región de los relojes

Ya que está aquí, no se pierda el reloj de cuco más grande del mundo, en el trayecto de Triberg a Schönberg. Con sus más de 15 m de altura incluso ha conseguido entrar en el Libro Guinness de los récords. Hasta hoy no se sabe a ciencia cierta cuándo se fabricaron los primeros relojes en la Selva Negra. Desde que alrededor de 1667 se creara el primer reloj con engranajes de madera, estas máquinas han experimentado un sinfín de cambios. 

 

La diversidad de los relojes de la Selva Negra

Aquí se han fabricado y se siguen creando relojes de ménsula y musicales, en cuadros y enmarcados, de vigilante, desde el reloj de arena al atómico; desde los valiosos relojes de péndulo hasta uno de cocina, despertadores de campana doble y otras muchas piezas hasta llegar al cuarzo moderno y el radiocontrolado. 

 

Para no perder el tiempo

En casi todos los lugares existe la opción de visitar una fábrica y poder adquirir alguna ganga. Descubra el singular paisaje de las tierras de la Selva Negra, con sus frondosos prados en las laderas de la montaña, bosques de un profundo color verde, antiguas ciudades con edificios de entramado, pintorescos pueblos, ancestrales granjas en medio de la Selva Negra con las típicas cubiertas de ripias, pero también la famosa tarta de cerezas de la Selva Negra y el traje tradicional, negro y blanco con un sombrero de pompones rojos son objeto de admiración. Aquí el reloj aún marca al horas al compás del cuco, ideal para quienes saben administrarse el tiempo.

 

 

Lo que no puedes perderte de la ruta

 

  • Longitud: 320 km aproximadamente. 

 

  • Temática: Los relojes y su historia, los paisajes y la cultura.

 

  • Lo más destacado:

 

  1. Furtwangenel mayor reloj de cuco del mundo, el molino de agua Hexenlochy el manantial del Danubio.
  2. Rottweillas ruinas del castillo, la catedral y los museos.
  3. Schrambergel Castillo Hohenschramberg, los museos y el parque. 
  4. St. Georgen: la Iglesia Lorenzkirche, los museos y el tren de la Selva Negra.
  5. St. Märgen: el museo del monasterio, la iglesia y la senda natural interactiva.
  6. St. Peter: el monasterio, las granjas-molinos de la Selva Negra y el sendero por la cima del monte Kandel.
  7. Titisee-Neustadt: el lago Titisee, el Märklin-Worldy el puente del Valle de Gutach.
  8. Triberg: las cascadas más altas y el parque de aventuras de cuerdas por la naturaleza.
  9. Trossingen: el Museo Alemán de la Harmónica y el circuito de carreras Stock-Car.
  10. Villingen-Schwenningen: el casco antiguo, la catedral y los museos.
  11. Waldkirch: el Castillo de Kastelburg, el taller de tallado de piedras preciosas y el Museo del Valle de Elz.

 

Fuente: Alemania Destino Turístico 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.